jueves, octubre 12, 2006

0

2 comentarios:

Capella dijo...

Mucha suerte amigo Vicente con este nuevo blog recién creado y cuya temática considero tremendamente interesante.

La iremos visitando...

Saludos, pues

Capella

Ard C dijo...

Hola Vic, Gracias por el comentario que dejaste en mi blog.
Laberintos y mandalas, en ambos casos es un recorrido buscando el centro y una vez llegados al centro, resulta que lo bueno del asunto era recorrer los caminos, un regreso a Ítaca.
He llegado a imaginar en alguna ocasion laberintos cuyas paredes son palabras, y cada palabra una entrada a otro camino, y lleno de pequeños puntos centrales engañosos que al poco tiempo desaparecen y te dejan a la entrada o en algun otro lugar del laberinto.
Cuidado con el Minotauro, y cuidado con los protectores airados.
Visité en una ocasión el laberinto de Horta en Barcelona ycreo que ya va siendo hora de hacerle otra visita.
Saludos

Ard (J. Angel)